El mercado del copao

cropped-tunas1.jpg

 

El fruto del copao se comercializa informalmente en los sitios turísticos del valle de Elqui y es considerado por los turistas que visitan la zona como un fruto exótico. En la IV Región se han hecho prospecciones que indican que la distribución de la especie estaría repartida en una extensión aproximada de 430.000 ha, de las cuales cerca de 32 mil estarían en condiciones explotables (zona de recolección).

Esta información ha permitido proyectar una producción estimada de poco más de 7.500 ton. de fruta fresca durante el periodo estival, específicamente entre diciembre y marzo, concentrándose el peack de la temporada entre enero y febrero. En la región existe tradición en la comercialización del copao desde hace dos o incluso tres décadas. En términos generales, las personas que se dedican a esta actividad se han concentrado en la comuna de Vicuña, en un pequeño pueblo artesanal. Este es un punto de venta habilitado de manera estable durante la temporada de verano, siendo el centro de venta con mayor movimiento a nivel local. La especie también es utilizada para la elaboración artesanal de jugos, tragos (Copao sour), helados y pasteles tipo “pie”. No solamente es utilizado su fruto sino que la cactácea se utiliza para otros fines. Del tronco se elabora el “palo de agua“ que es conocido como un “artículo musical artesanal”. La planta es también utilizada como cerco vivo en pequeñas explotaciones, a propósito de su resistencia a sequías, hábito de crecimiento erecto y espinas prominentes. Si bien, la disponibilidad de frutos de copao es permanente todos los años, ésta mejora en la medida que se registran precipitaciones en la zona. Los niveles de venta, fluctúan entre las 200 a 300 unidades diarias. Los precios pueden variar pero fluctúan en torno a los $200 por unidad. Debido a que la oferta se concentra en los mismos puntos de venta, es frecuente ver que los precios son establecidos en conjunto por el grupo de personas que se dedican a esta actividad. La principal forma de consumo del copao es en el mismo punto de venta, como fruto fresco y con azúcar. La venta de la fruta es estimulada explicando ciertos beneficios de salud y propiedades cosméticas que con frecuencia le atribuyen al copao. Con respecto al abastecimiento de materia prima (frutos de copao), podemos decir que se realiza directamente desde los “comercializadores”, pues son ellos mismos quienes recolectan los frutos desde los cerros cercanos al sector del embalse Puclaro. En algunos casos, dependiendo de la necesidad de la demanda, se contratan los servicios de temporeros. En este esquema de recolección silvestre se identifican como principales costos asociados a la actividad: la recolección, el transporte (desde los sitios de recolección al punto de venta), además de los permisos y patentes municipales. Como es posible advertir, la situación actual del negocio del copao es de tipo estacional, sustentada en la recolección silvestre y la venta artesanal. La experiencia que se tiene en el desarrollo de otras especies frutales indica que esta modalidad de explotación y comercialización es acotada y no constituye un modelo de largo alcance. Es por esto que el proyecto precursor intentó abordar y avanzar en los aspectos claves de la domesticación de la especie.

 

Fuente: INIA

Deje un Comentario